Protestan en estación migratoria de México tras fuga de indocumentados

Protestan en estación migratoria de México tras fuga de indocumentados

 

Protestan en estación migratoria de México tras fuga de indocumentados

 

La estación migratoria de Tapachula, en el sur de México y fronteriza con Guatemala, era escenario ayer de protestas de centroamericanos recluidos que exigen irse del lugar tras la fuga de otros cientos de migrantes.

 

La noche del jueves, un numeroso grupo de cubanos, haitianos y centroamericanos escaparon de la Estación Migratoria Siglo XXI, perteneciente al Instituto Nacional de Migración (INM).

 

Encabezados por cubanos y en medio de un motín, unos 1,300 migrantes se escaparon tras derribar las rejas de la estación, pero momentos después unos 700 regresaron, según autoridades migratorias. En vagonetas del INM y patrullas de la policía federal, los migrantes recapturados fueron ingresados de nuevo a las instalaciones migratorias.  

 

“Habemos muchos ahí, no tenemos derechos; estamos muy apretados, dormimos en el piso, no tenemos lugar donde estar, no hay higiene”, dijeron cubanos desde el interior de un vehículo donde eran llevados. El presidente Andrés Manuel López Obrador, quien rechazó abundar sobre el tema en su conferencia matutina de ayer, sostuvo que serían unos 500 los que permanecen fugados.

 

“¡Queremos irnos!”, “¡tenemos hambre!”, gritaban por la mañana decenas de migrantes, llevando a cuestas sus escasas pertenencias, ante la mirada de policías federales, constató un equipo de la AFP que pudo observarlos a través de la reja de la estación que ha sido rehabilitada.

 

Las autoridades no han brindado mayor información sobre el paradero de los fugados. Al exterior de la estación, se escuchaba el rugir de los motores de autobuses que se preparaban para trasladar a migrantes centroamericanos listos ya para ser deportados.

 

La estación, con capacidad para 900 personas, pero que ahora alberga a cerca de 3 mil 200, hace las veces de cárcel; ahí generalmente son confinados los migrantes sin papeles que son capturados para luego proceder a su deportación. Otros de los migrantes esperan ahí documentos de regularización que les permitan salir y avanzar por el país.

 

Es la tercera ocasión, desde octubre pasado, en que migrantes se amotinan en la estación protestando contra las deportaciones y las malas condiciones higiénicas del lugar.

 

Uno de los puntos por los que miles de migrantes de diversas nacionalidades ingresan a territorio mexicano es en el municipio de Ayutla, San Marcos, por la frontera de Tecún Umán que conecta con el país vecino. Desde ahí, los inmigrantes pueden cruzar el puente Rodolfo Robles o tomar balsas en la orilla del río Suchiate, para pasar al lado mexicano.